Hola me llamo mika,tengo 18 años,pero asi y todo,me gusta mucho el sexo,
en todas sus expresiones y el siguiente relato es una muestra concreta y
palpable de lo que digo,ademas de ser real.

Lo que les voy a contar sucedio hace poco,y si estoy escribiendolo aca
es por que necesito contarcelo a alguien,y aprobechar este sistema para desahogar la ansiedad que guardo muy dentro de mi.

La casa de mi abuelo esta a unos pocos minutos de la mia,por lo que siempre tuvimos una muy buena relacion,casi de amistad,razon por la cual paso bastante tiempo con el,mas de lo que seguramente pasa una nieta moderna con su abuelo.
ese dia fui como siempre a su casa,y al entrar vino como siempre su pequeño perro a recibirme,y como es habitual tambien,le rasque la cabeza,caricia que sabia le gustaba.
Mi abuelo me preparo la leche,y mientras charlabamos de todo un poco,principalmente de mis estudios,nos pusimos a ver la tele.
Mientras estaba ahi sentada,en el sofa de la sala,el perro apoyo la cabeza sobre mi falada,y yo le empece a rascar la barriga,haciendo que soltara unos ruidos de felicidad que prontamente se tradujeron en algo mucho mas notable,ya que mietras seguia con ese jueguito,algo rojo comenzo a despuntar enter la masa de pelo.
Mire sorprendida a mi abuelo,entre timida y avergonzada,pero el se limito a devolverme la mirada.
Lo notaba apurado,y yo sentia la curiosidad crecer en mi interior,ya que nunca havia visto un perro en tal estado.
Con esa curisidad latente,le toque esa roja cabeza y eso crecio aun mas,por lo que asustada saque violentamente la mano.
-No no la saques,segui-se apresuro a decirme mi abuelo-se pone asi por que le gusta.
Contando entonces con el visto bueno de mi abuelo,le comence a acriciar la verga al perro,sguiendo en todo momento las acertadas recomendaciones de mi abuelo,hasta que consegui agarrarla con toda la mano.
-ahora movela arriba y abajo me indico.
Comence a moverla entonces.
El perro apoyo las patas delanteras y la cabeza en mi brazo y empeso a mover el trasero con velocidad.El pequeño animas gemia,y sin saber por que yo cada ves me sentia mas caliente,y se lo tocaba con mas ganas todavi,hasta que algo caliente epezo a resvalar por mi mano.
Asqueda me hice a un lado,dejando al perro solo con su propia estimulacion.
-Probalo-me dijo mi abuelo.
Yo me negue,por supuesto,pero me isistio tanto que finalmente acepte,solo para darle el gusto.Y aunque su sabor me resulto un poco fuerte,la verdad es que no sabia tan mal,y asi se lo hice saber.
Sonrriendose complacido,mi abuelo apoyo una de sus manos en la parte interior de mi rodilla derecha,pero no fue ese gesto lo que me sorprendi,si no su mirada,una mirada despierte,ansiosa y nerviosa.
Poco a poco su mano fue descendiendo por el muslo hasta llegar a rosar el elastico de la tanga,acariciando suvemente mi conchita.
Sin dejar de sonrreir,saco la mano de ahi para llevarla hacia mi pecho.Me saco la remera por encima de la cabeza,hasta qie mis pezones despuntaron en el aire.
Tras esa sorpresa inicial que fue para elque no usara corpiño,me acaricio las tetas,pelliscandome suevemente los pezones,que enseguida se puesieron duros ante esas caricias tan suaves e incitantes que me regalaba.
Lentamente empezo a lamerme las tetas,metiendoselas casi totalmente en la boca,succionandome los pezones casi hasta lastimarme,aunque mas que sentir dolor,yo gozaba terriblemente,pidiendole que no se detuviera,atrayendo su cabeza hacia mi piel desnuda,sientiendo los pelos de su barba rozandome tan sensualmente.
Una y otra ves le insistia para que no se detuviera,no fuera a recordar de repente que hera su nieta y todo quedara en amagues,hasta que de improviso,se levanto.
Estaba a punto de quejarme,de rogarle que no me dejara asi,que no queria que ese enorme placer se terminara tan abruptamente,pero me hizo callar al sacar su bien potenciada verga del pantalon.Una mucho mas grande que la del perrito,por supuesto,y sin pelo ademas,por lo que no dude en acariciarsela,como lo habia hecho antes con el animalito,moviendosela de arriba a bajo.
Se sentia suave,levemente mojada.Con una gota transparente resbalando de la inchada y enrrojesida punta.
-¡Chupamela!-Me dijo entonces-Si te gusto la del perro.esta te va a gustar mucho mas-
Siguiendo en todo momento sus precisas recomendaciones,acerque mi boca a su verga.Olia fuerte,aunque no tanto como la del perro.No estaba del todo convencida de querer comerme eso tan grande,pero recorde la cara de placer del perro y sus estremecimientos,la forma en que se habia montado en mi brazo,y desee con toda mi fuerzas que mi abuelo pudiera sentir ese placer,devolverle la sensacion que habia sentido yo misma cuando me lamia las gomas,asi que sin pensarlo mucho mas de lo necesario,abri la boca y le pase la lengua por el glande.La gota que adornaba la punta de la verga se metio rapidamente en mi paladar,seguida de un hilo de plata que me apure en absorber con todas mis ansias.
Deslice la lengua por toda la extension de su bien formado pedazo de carne,lami con fuerza el glande,recorriendo con los labios la base del mismo,mientras lo redeaba con la lengua,lamiendosela por los lados,besando las venas que se marcaban en la piel con dureza y vigor,dandole tambien unos besos humedos en las bolas que se sentian ya bien duras e hinchdas.
Los gemidos de placer de mi abuelo me estimulaban a seguir,a la espera de alguna señal que me indicara que todo iba bien,cuando debia parar,o hasta donde debia comerme ese enorme falo para que pudiera gozar al maximo.
Volvi a meterme el palpitante glande en la boca,deslizando la lengua por su parte inferior,hasta que mi abuelo me agarro de la cabeza,apoyando una de sus fuertes manos en la coronilla,y hacuendo presion hacia abajo,hizo que me comiera un trozo mas de su rica verga.Se la agarre enonces de la base conuna mano,agitandola suavemente,como habia echo con el perro,mientras mi abuelo me movia la cabeza hacia arriba y hacia abajo al mismo ritmo.Con un gemido mas profundo y pasional,me empujo la cabeaza hacia abajo con violencia,hasta que su verga toco mi garganta,y senti nauseas,razon por la cual intente desprenderme,pero el apretaba mas y mas hasta que mis labios llegaron a rozar los pendejos erizados de su pelvis.
Se me lenaron los ojos de lagrimas con todo ese pedazo adentro,me costaba respirar,y hasta me hera imposible tragar saliva,la que resvalaba entre mis labios y su trozo hinchado,que latia como un corzon desesperado.
En ese preciso instante tuvo un ultimo estremecimiento y descargo toda su lechita en mi boca,cediendo por fin la presion que ejercia sobre mi cabeza.Aunque ya me habia leberado,trague y segui tragando,para poder respirar y alejar las nauseas que sentia,hasta que solo quedo mi propias saliva y la deliciosa punta de la chota de mi abuelo,la cual me puse a lamer con los ojos cerrados hasta absorber todo rastro del apetecible liquido que habia descargado en una cantidad verdaderamente incontenible.
Con un gesto por demas amable,mi abuelo me limpio una gota de leche que me resbalaba por la barbilla ,y pendiendo de uno de sus dedos me la dio para que yo la lamiera con avidez,sonrriendole feliz y complacida.
Mientras yo saboreaba todavia su violenta acabada, me beso con dulsura en la mejilla,un beso de abuelo y no de amante,me pidio que me vistiera y que no se lo contara a nadie.Que la gente no lo entenderia.
Como hacia unos pocos dias habia cobrado la juvilacion,me dio 50$ como premio, asegurandome que me daria otros 50$ si repetiamos la experiencia pronto.Desde entonces voy con vastante mas frecuencia a lo de mi abuelo,amasando hasta ahora una pequeña fortuna,ya que por cada mamada suele darme 50$,aunque ya me dijo que cuando fueramos mas alla,o sea,para cuando me atreviera a dejarme coger por el, me daria 100$ a modo de premio.
Yole dije que si queria,que estaba ansiosa por que me cogiera,u hasta me pajeo pensando como sera ese,momento.Me meto los dedos bien adentro,preparando mi conchita para tan trascendental momento que seguramentehabra de llegar muy pronto.Por el momento me entrego chupandole la pija,con eso ya tenemos motivos de sobra para divertirnos.Por lo menos hasta que llegue ese momento que los 2estamos esperando,el momento en el que,por un instante,dejaremos de ser abuelo y nieta para convertirnos en amantes,tal y como debe ser,como ambos queremos.
Les dejo una fotito mia para que disfruten de mi... BESITOS...

Mi abuelo (relato de incesto)


dejen sus comentarios asi me animo a contar mas historia con mi abuelo