Soy Lolo tengo 28 años voy a contar lo ocurrido con mi mujer al año de habernos juntado; esto dio a nuestra relación una vuelta de tuerca tan importante que nos convirtió en una pareja totalmente plena

Ella se llama Estela, es una mujer madura de 40 años que no los demuestra para nada, se cuida mucho, de estatura media, tiene una cabellera enrulada larga y negra, mantiene una excelente línea, su cola esta bien formada y a fuerza de gimnasio bastante paradita, se ha hecho un par de retoques en la cara y tiene las de tetas bien grandes típico de las mujeres cuarentonas pero lo mas interesante es que mantienen buena turgencia a pesar de no tener cirugías.

Estela viene de una relación traumática con su ex marido que durante todo el tiempo la engaño con una chica muy jovencita hasta que por fin la abandono, todo esto determino que ella extremara los cuidados con su cuerpo por temor a que eso le vuelva a ocurrir y además se transformo en una persona que mantenía una posición casi militante en contra de la infidelidad por haber sido victima de la misma

Nosotros vivimos en un consorcio donde son todos departamentos en planta baja, al lado nuestro vivía una amiga de Estela a la que le dicen Pato que estaba embarazada de 6 meses; lo que pasaba con ella era que su novio no se quería jugar y formalizar la relación que tenían, en parte por inseguridad, en parte porque la familia de ella no lo quería, también porque los dos eran muy jóvenes y estaban por intentar la primer convivencia de sus vidas; con el avance del embarazo a Pato se le empezaron a manifestar algunas complicaciones que determinaron que se fuera a vivir a la casa de sus padres para poder optimizar de esa manera los cuidados necesarios en ese periodo hasta el parto

Pato y Estela se habían hecho bastante amigas y se contaban las cosas de sus respectivas parejas por ese motivo nos enteramos que Pato tenia miedo que su novio la estuviera engañando, porque es muy fogoso y debido a los problemas que se habían generado en el embarazo hacia varios meses que ella no quería tener sexo con él; Antes de irse Pato tuvo una idea que a mi no me gusto desde el principio; consistía en prestarle su departamento al novio para que viviera los meses que ella estaría con sus padres y de esa manera Estela podía mantenerla al tanto de las conductas que el mantuviera durante ese tiempo, a mi no me gustaba porque considero que uno no debe meterse en los problemas de pareja ajenos ni hacerse participe de los mismos, pero Estela opinaba distinto y no iba a tolerar que el muchacho le fuera infiel a su amiga

Pato se fue y llego su novio; era muy antipático, no saludaba ni hablaba con nadie, morocho altísimo medía cerca de dos metros, delgado pero robusto, con las manos y los pies gigantescos, cara de pocos amigos, de boca grande y nariz ancha, en rigor de verdad una verdadera bestia en todo sentido

Estela enseguida trato de hacerse amiga de el, cuando lo cruzaba en el pasillo le buscaba conversación, iba a pedirle cosas, cuando había problemas con algo en casa y yo no estaba recurría a el para que se lo solucione y trataba de averiguar todo lo posible para mantener informada de sus conductas a Pato; como es lógico el se dio cuenta de la jugada de Estela y sabia que era la informante de su novia, pero era con la única de todo el barrio con la que había establecido una cierta amistad.

Yo cambie mi horario de trabajo para cubrir a un compañero, al que le correspondía trabajar de 00:00 hs a las 08:00 hs, si bien era mas incomodo el horario nocturno es mejor pago en la empresa donde trabajo y esa diferencia de dinero a favor nos venia muy bien ya que recién nos estábamos organizando con Estela

El primer día que me toco trabajar de noche me encontré que debido a un problema del encargado ese día no pude comenzar con el nuevo horario y regrese a mi casa después de arreglar el inicio de mis actividades para el día siguiente

Cuando llegué me sorprendió ver todo oscuro y que Estela no estaba; como era verano y hacia mucho calor me senté un rato en el patio para tomar un poco de aire después de unos minutos me pareció sentir la voz de Estela y enseguida unos quejidos que venían del departamento donde estaba el novio de Pato, arrime una silla a la pared que comunica el patio mío con el de él, me subí arriba y encontré un espectáculo que no hubiera querido ver; la ventana de su dormitorio estaba abierta, había una luz tenue que dejaba ver al novio de Pato y a Estela en la cama los dos estaban desnudos y el le estaba haciendo explotar la concha con su enorme pija, ella con cada embate pegaba unos gritos impresionantes, su verga había entrado hasta la mitad, las piernas de Estela temblaban con cada empujón, su concha se dilataba al recibir el grosor de su gigantesca verga, le taladraba la vagina como desesperado y también se movía para los costados para abrirla bien, hasta que por fin se la metió hasta el fondo, los huevos de él golpeaban contra los labios de la concha de Estela, ella no dejaba de gritar, y el le decía : " querías saber si me portaba bien para contarle a mi novia, hace meses que no cogia y ahora con vos me voy a poner al día, pedazo de putona"; la seguía serruchando, pasaba su lengua por toda la cara de Estela bajaba para chuparle las tetas y volvía a subir hasta su boca para terminar en un prolongado beso de lenguas, en un momento el también empezó a gritar y a moverse con mas fuerza los gritos de él tapaban por completo los de ella, hasta que al final descargo una inundación de leche dentro de las entrañas de mi mujer, la acabada era tan abundante que a pesar de tener la verga metida hasta el fondo su semen rebalsaba por todos los bordes de la vagina de Estela entre gritos suspiros y gemidos.

Me baje de la silla desde donde los estaba espiando y me quede en casa esperando que Estela volviera, no sabia como iba a encarar el tema, ella que tanto odiaba las infidelidades, ahora era la que había caído en esa conducta con el novio de su amiga. Como quería pescarla in fraganti, abrí silenciosamente la ventana de nuestro dormitorio para poder escuchar lo que pasaba al lado y me quede a oscuras, recostado en la cama esperando que llegara.

Después de un rato bastante largo (o que a mi se me hacia interminable) escuche unos murmullos y luego otra vez los suspiros y los gritos que cada vez se hacían mas fuertes; estaban cogiendo otra vez, el griterío duro mucho mas que la anterior ocasión, los suspiros y gemidos inundaban el silencio de la noche; hasta que por fin por la intensidad de los mismos me di cuenta que el estaba descargando una vez mas su leche dentro de Estela, en ese momento gritaban como si se estuvieran matando, luego otra vez los suspiros algunas risas y el silencio absoluto

La noche avanzaba y no se oyó nada mas, yo tenia una serie de sentimientos encontrados de a momentos bronca, pensaba en Pato, en Estela y un montón de cosas mas, la cabeza me trabajaba a mil y al final me quede dormido por un rato; creí o quise creer que lo ocurrido había sido un mal sueño, cuando abrí los ojos vi la claridad de la madrugada, el reloj marcaba las 06:15 hs y enseguida me di cuenta que lo que me había despertado eran otra vez los gritos de ellos; evidentemente después de dormir unas horas se habían despertado calientes y estaban iniciando una nueva cogida, en esa ocasión los gritos de los dos se sentían desde el principio, se escuchaba claramente la voz de Estela que entre gemidos y a los gritos le decía: "siii, siii mi amor, dame dame… siii…siii…" también podía oírse el traqueteo del colchón y la cama golpeando contra la pared; la intensidad de todo esto aumentaba con el paso de los minutos, era una situación muy fuerte sentir los gritos de mi mujer y el novio de Pato hasta cerca de las 07:00 de la mañana en que acabaron de la forma mas ruidosa que jamás hubiera imaginado. Minutos después se percibía el ruido del agua de la ducha y las voces de los dos que se estaban bañando juntos.

Un rato antes de las 08:00 hs Estela llego a casa y cuando me vio se puso pálida, estaba con el pelo mojado y lo único que atinó a decirme fue: "¿hace mucho que llegaste?" y yo que para ese momento ya no sabía que hacer ni que decir le conteste: "no, recién vine; ¿donde estabas? Y ella me contesto: "me levante, me di una ducha y fui a ver si conseguía algo para que desayunes, pero están todos los comercios cerrados";entonces se acostó a mi lado y me dijo que no se sentía muy bien, yo la abrasé, se sentía el aroma a desodorante de hombre en su piel y cuando le toque la concha como buscándola para ver que hacia, vi en su cara una expresión de dolor, me dijo que estaba dolorida y que pronto iría a ver a la ginecóloga por las molestias que sentía, se durmió y no se despertó hasta las tres de la tarde.

Yo seguí en el horario nocturno de trabajo por varios meses, mientras tanto Estela continuaba teniendo sus apasionados encuentros con el novio de su amiga; tuve la plena seguridad de eso porque en varias ocasiones la llamaba a la madrugada y no contestaba el teléfono, incluso hubo veces en que me escape del trabajo y fui a casa cuando sospechaba que ellos estarían juntos y siempre confirme mi sospecha, durante tres meses Estela pasó casi todas las noches con su amante de 21 años

Después de 4 meses, Pato se junto con el novio y se fueron a vivir a un lugar mas grande; el bebe tenia un mes, se habían constituido como pareja y necesitaban otras comodidades

Con el paso del tiempo Estela termino confesando lo que había vivido y después de pelear y hablarlo bastante tiempo nos dimos cuenta que todo eso fue muy positivo en nuestra relación porque ella pudo quitarse ese resentimiento que tenia hacia la infidelidad, como dije antes fue abandonada por su ex pareja por una chica mucho menor que ella pero esta vez fue la triunfadora en la competencia con su amiga por el novio bien jovencito, esto levanto su autoestima y le dio mucha seguridad.

Ahora nuestra pareja pasa por su mejor momento; Estela siguió teniendo sexo casi a diario con él durante seis meses y poco a poco sus encuentros fueron haciéndose mas espaciados; en la actualidad ellos continúan cogiendo eventualmente y eso me calienta mucho ya que me doy cuenta cuando eso esta por ocurrir porque se arregla mucho, esta muy sensual y de una forma o de otra me da a entender muy sutilmente que el encuentro esta por concretarse, finalmente una vez consumado el hecho cuando estamos en la intimidad me cuenta los detalles de lo ocurrido y eso nos calienta mucho a los dos; además ella sigue celándome mucho y se enoja si me ve charlando con alguna mujer, no me permite hacerlo y yo lo cumplo a rajatabla, eso le pone un cierto condimento extra a nuestra relación

Pato se convirtió en una supercornuda al igual que yo, solo que ella nunca se entero del romance de su pareja con Estela, y creo que no se va a enterar jamás; se siguen tratando pero la amistad ya no es la misma de antes; a mi mujer no solo no le causa remordimiento cornearla, sino que lo disfruta con mucho morbo

Muchas veces la infidelidad lejos de destruir una pareja la solidifica mucho más, ese ha sido nuestro caso y por eso de común acuerdo con Estela, decidimos publicar nuestra pequeña historia de vida....