ESTAS SON ALGUNAS CURIOSIDADES QUE LLAMARON LA ATENCIÓN EN EL MUNDO DE LA CIENCIA EN 2012.

1. ¿Temperatura decide el sexo?
¿Por qué a unos les tocó ser hembras y a otros machos? De acuerdo con un estudio del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (Csic), la temperatura tiene que ver con el sexo de algunos vertebrados, especialmente peces y reptiles, ya que si ésta es elevada, nacen machos y si es fría, serán hembras.
Esto se debe a que un mecanismo molecular, vincula el aumento de temperatura con la inhibición de aromatasa, una enzima que convierte los andrógenos en estrógenos, lo que define la formación de ovarios en todos los vertebrados no mamíferos.

2. Homosexual para ser heterosexual
En el reino animal, la tendencia homosexual es un fenómeno comprobado en todas las especies; lo que se desconocía hasta este 2012, es que es un comportamiento que resulta común entre los machos y que es realmente atractivo para las hembras. El apareamiento entre animales del mismo sexo incremente las posibilidades de que acaben manteniendo relaciones heterosexuales con otro de la misma especie.

3. ¿Beben para olvidar que no hay sexo?
De acuerdo con un estudio elaborado en la universidad de California en San Francisco (Estados Unidos) y publicado en la revista 'Science', los machos de la mosca de la fruta rechazados sexualmente prefieren las bebidas alcohólicas a las sin alcohol. Los experimentos fueron interesantísimos, aunque por pura empatía se nos revelan como auténtica tortura para los pobres animales.

Estos insectos resultan ser un ejemplo biológico del comportamiento social animal, lo que estaría detrás de las mismas adicciones de los humanos que hoy son tan comunes.

4. Amor entre neandertales y humanos modernos.
Hubo relaciones sexuales entre humanos modernos y neandertales, por eso los homo sapiens, menos los africanos, tenemos en el ADN la huella neandertal. Esta es una de las teorías más aceptadas por la comunidad científica. Ese cruce hizo que el sistema inmune se fortaleciera y favoreciera a la evolución de la especie. Se cree que esa relación 'amorosa' se dio cuando los humanos modernos llevaron la tecnología del Paleolítico superior en su migración fuera de África. Es el cruce de dos de las especies humanas más inteligentes.

5. Orgasmos femeninos en el gimnasio.
No necesitas ninguna clase de estimulación ni pareja, sólo hacer ejercicio. Un estudio de la Universidad de Indiana reveló que hacer abdominales, trepar por una cuerda, spinning o levantar pesas pueden provocar placeres sexuales con efectos secundarios inimaginables.

6. Tener más sexo, escrito en el cerebro.
¿Quieres saber si tendrás una vida sexual activa durante los próximos meses? No tienes que recurrir a un vidente, sólo a que te lean el cerebro. Sí, un estudio donde a través de una resonancia magnética, se puede ver cómo el cerebro reacciona a ciertos estímulos que pueden predecir comportamientos de un individuo durante los próximos 6 meses. En específico, las reacciones de cierta región neuronal donde tienen que ver las sensaciones del deseo, la depresión y la gratificación, es donde se puede ver si el cerebro responde de manera intensa ante el deseo de la actividad sexual. Lo mismo se puede saber si se va a engordar o no.

7. ¿Corderos Afeminados?
Luego de analizar 48 artículos referentes al comportamiento sexual en los animales, dos investigadores de la revista Nature, decididieron aclarar: los corderos gays no son afeminados; todos los carneros son marimachos; Jirafas gays y pingüinos de mente abierta. Eso entre otras ideas que aclararon luego de darse cuenta que muchos periodistas suelen relacionar el comportamiento animal con el humano, y no en todos los casos es acertado.

8. En el amor todo se vale
Los machos más pequeños de las ranas arbóreas se las arreglan para acercarse a las hembras aunque sea haciendo trampa, puesto que se colocan al lado de los machos de mayor tamaño para aprovechar la energía de los más fuertes a la hora de producir sonidos que atraen a las hembras.

9. Larga duración
Con tal de transmitir sus genes, un cefalópodo llamado Euprymna tasmanica, tiene largas sesiones de sexo; al menos por tres horas. Lo que también los lleva a afectar sus capacidades físicas. Es una nueva visión de estrategias reproductivas que buscan la evolución.

El macho agarra a la hembra desde abajo, y se queda ahí mientras dure la cópula. Tanto los machos como las hembras pueden cambiar de color del amarillo arenoso al violeta oscuro con reflejos verdes y naranjas. También pueden producir una nube de tinta si se ven en peligro.

Conocer este extenso ritual de apareamiento parece trivial, pero los costes energéticos que conllevan podrían reducir la supervivencia del animal si disminuye su capacidad de evitar a los depredadores.

10. ¿Sexo y muerte o abstinencia y vida?
El sexo aumenta el riesgo de depredación de las moscas que viven en zonas de murciélagos, porque durante el acto producen un ruido que los últimos pueden identificar y situar, por lo que las moscas terminan convirtiéndose en alimento. Ese es el único momento en que las pueden atacar, mientras no copulen están a salvo.

Para demostrar que es ese sonido el que llamaba la atención de los murciélagos, el grupo de biólogos investigadores puso en el techo parejas de moscas muertas en la postura que éstos insectos acostumbran a utilizar en la copulación. Los biólogos descubrieron asombrados que las moscas no fueron atacadas hasta que los científicos reprodujeron el zumbido de sus alas al procrear.

CON INFORMACIÓN DE DE10.COM.MX
ESCRÍBENOS A: contenido@diarioadn.co