Buenas, cumpas de poringa, hoy vuelvo, después de bastante tiempo con un nuevo post, en esta ocasión un relato de Jesica Cirio, pedido por mi amigo @meyiale16. Así que sin mas preámbulo, comencemos con este post dedicado para el. Un saludo hermano!

Relato a pedido II: Le rompí el orto a Jesica Cirio-

En argentina, mi país existen minas de todo tipo, dicen que de acá salen las mejores minas del mundo, podes encontrar los mejores ortos, las mejores tetas y las mejores caras de putita que te podas imaginar. Sin embargo cuando una mina cumple con estas tres cualidades, es decir tener un buen ojete, un buen par de tetas y una carita que te de placer sexual, te llevas el premio mayor, y este es el caso de Jesica Cirio. Sin dudas un minon infernal, capaz de hacerte acabar con tan solo tocarte la punta de la chota, según muchos es la mina mas linda de la Argentina, yo por ejemplo, pienso eso. Lamentablemente, solo me podía limitar a fantasear con eso debido a que Jesi es de la farándula, y seria algo prácticamente imposible que se fijara en mi, o eso era lo que pensaba antes de que sucediera lo que sucedió.
Me llamo Miguel, vivo en Buenos Aires desde que nací, soy mecánico, trabajo en la tienda de mi padre, es un trabajo algo complicado y mal visto, sin embargo, todavía no me recibo, y esto me ayuda mucho a ganarme unos manguitos para salir a bailar, o hacer otras cosas con mis amigos. Mi padre trabaja durante toda la mañana mientras que yo laburo por la noche. Nuestra tienda esta abierta las 24 horas, lo que hace que ganemos nuestros buenos mangos pero a su vez desvelarme noche tras noche. Tengo 21 años, no me quejo de mi estado físico, me mantengo muy bien pues con la guita que hago puedo pagar un buen gimnasio y mantenerme en forma, y a su vez, soy bastante fachero después de todo. En cuanto a mi vida sexual hay mucho de lo que hablar, no tengo novia sin embargo tengo una vida sexual bastante activa. No soy de presumir o andar diciendo el tamaño de mi chota, sin embargo esta es una ocasión especial. Estos muy orgulloso de mi tamaño, me mide al rededor de 19 cm de largo x 5 de gordo, y no les puedo mentir, a las mujeres les encanta ese tamaño, y siempre me lo reconocen después del sexo, lo que obviamente me alimenta el ego. Por otro lado soy muy pajero, me encanta el porno. durante mis momentos libres en el trabajo no dudo en hacerme una buena paja para calmarme, siempre suelo ver videos porno de todo tipo, sin embargo durante los últimos meses me metía a poringa y calmaba mi apetito sexual con un buen post de alguna que otra famosa, Jesica Cirio, era una de mis favoritas, no me cansaba de pajearme y pajearme viendo fotos de ella, admirando ese tremendo ojete que me volvía loco y a su vez y al ritmo de la paja alagando esas preciosas tetas. Jesica tenia un efecto único en mi, era como mi amor platónico, cojermela bien cojida era uno de mis sueños mas grandes en este mundo, sin embargo solo podía limitarme a dedicarle todas las pajas que me hiciera en su nombre. Justamente, en nuestra tienda tenemos una especie de calendario póster de ella, posando de una manera esplendida, única, parecía toda una puta, una putita con todas las letras. Cuantas pajas me habré hecho viendo aquel póster. Otra cosa que admiro de ella es su enorme presencia y su carita de "acá estoy, denme toda la leche" sin dudas una cara de nenita inocente que saca tu instinto asesino y un cuerpazo, que en mi opinión es el mejor de toda la Argentina, sin dudas la mina por la que mas leche derrame en mi vida.
Era un dia viernes, yo andaba embolado principalmente porque empezaba el fin de semana y yo debía quedarme a laburar en el taller, pues mi papa, quera salir con sus amigos. El día fue muy agotador, y cargado de arduo trabajo sin parar ni un minuto, estuve toda la tarde allí perdiendo mis valiosas horas de viernes, lo único que me acompañaba era una televisión extremadamente antigua, en donde solo podía ver programas transmitidos en aire y un amigo de mi viejo que solía ir al taller todos los días a tomar un par de mates y a callejear. Sin embargo este se fue temprano y quede yo solo. A eso de las 21:00, nadie pasaba por el taller entonces decidí tomarme un descanso uno como a mi me gustan, en el taller no hay Internet, por lo que el porno era imposible de ver, sin embargo, teníamos un póster calendario espectacular de la excitante Jesica Cirio, el cual me bastaba para acabar camionadas de leche. Me encerré en un cuartito con el póster y empece a pajearme con todas mis fuerzas, sin dudas Jesi era mi debilidad, con tan solo verla en una foto, era capaz de hacerme acabar al instante. En plena paja, en pleno placer manual, como no, fui interrumpido, nada me estaba saliendo bien, estaba desperdiciando mi viernes con un día de trabajo super pesado, y no tenia tiempo ni si quiera de masturbarme, me subí los pantalones, me lave las manos lo mas rápido que pude y maldiciendo por lo bajo abrí la puerta del cuartito para salir a atender, pero cuando levante la cabeza me di cuenta de que mi suerte había cambiado rotundamente y que sin dudas, ese pequeño mili segundo que levante la cabeza para ver había transformado mi día en el mejor de todos, sin lugar a dudas. Era ella, la mina con la que tanto haba soñado, con la que tanto había fantaseado y sobre todo por la que mas leche había derramado. La mina mas linda de toda la República Argentina estaba ante mis ojos, no lo podia creer, era la mismisima Jesica Cirio. Al levantar la cabeza, se me paralizo el corazón y entre en shock, sinceramente no sabia que decirle, ni como actuar
-Holaa, jaja, como estas?
me dijo ella con una voz tan hermosa y sensual que lo único que causo es que me ponga mas nervioso
-Ho ho holaa, eeh sos vos? sos Jesica?
-Si jaja, soy yo,
-No te lo puedo creer soy un gran fanático tuyo, enserio no puedo creer que estas aca, por favor déjame que me saque una foto
-Sisi como no, obvio!
me saque la foto, con la intención de guardarla y mostrársela a mis amigos, los cuales, pensaban igual que yo y se pajeaban con eso de la misma manera, ademas, obviamente yo la iba a usar para algo mas, y ustedes saben bien a que me refiero. Mientras hablaba con ella me pellizcaba, creía que era un sueño, todavía no caía en que era ella la que estaba allí, y no entendía porque estaba allí.
-Todavía no puedo creer que estés aquí, te juro que te admiro
-jajaja muchas gracias, es que estuve un problema mientras manejaba, entonces decidí venir al taller mecánico mas cercano. Es un problema con el motor
-Si no hay problema Jesi, ya mismo te lo veo
-Muchisimas gracias, te espera acá, me puedo sentar?
-Sisi sentate no hay ningún problema
mas que rápido, me dirigí hacia el auto y empece a ver cual era el problema, y luego a solucionarlo, era una estupidez, sin embargo tener a ese minon infernal justo al lado mio era una fuertisima distracción, se veía mucho mejor en persona, era mucho mas hermosa de cara y sus curvas eran mucho mas grandes, Tenia un culo, que sin dudas es el mejor que vi en carne y hueso, una cosa monumental, algo que no podía dejar de mirar, y ya pueden imaginarse como estaba yo. Mi chota era un monstruo enjaulado, una bestia hambrienta del hermoso ojete de Jesica y con unas terribles ganas de inundar de chele toda esa carita de puta. Mi chota ya de por si es bastante grande, sin embargo era una situación tan caliente, que la sentía como si fuese el doble de esta, y también el doble de gorda, sin sudas una pija enorme con ganas de ser chupada, y de romperle la boquita a Cirio. El hecho de que hace unos minutos atrás me estaba tocando con una foto suya, y ahora tenerla justo en frente de mi, era algo que podía conmigo y que me calentaba de una manera descomunal. Mientras estaba haciendo mi trabajo, no podía evitar de vez en cuando el hecho de voltearme a verla, era la mina mas linda que había visto, ademas, tenia una ropa tan corta, que hacia que todas sus curvas se luzcan mas y se pueda apreciar muchisimo mejor su perfectisimo cuerpo de prostituta con ganas de calentar porongas. Estaba vestida con una remera blanca lisa, de esas sueltas, y con un shorsito negro que remarcaba sus esbeltas y trabajadas piernas y como o su espectacular ojete devorador de cualquier clase de chotas. Por ser la remera blanca, con facilidad podía notar el color de su corpiño, era un corpiño negro que me mataba, uno que resaltaba con claridad esas maravillosas tetas de puta que acompañan también ese cuerpo. Tal vez ella se dio cuenta de lo que estaba haciendo, quizás sabia perfectamente que la estaba mirando pues mi mirada pervertida y notablemente sexual, era constante, por poco se me salia la baba de la boca, observaba a esa hermosa potra argenta como un lobo con ganas de comer, un lobo con muchísima hambre. Ademas, tenia leche en mis huevos acumulada desde hace muco, y tenia ganas de dejarla salir toda de explotas con toda mi leche la carita de puta de jesi.
Nunca pensé a llegar hasta tal punto, sin embargo, mi apetito sexual era enorme, nunca había tenido tantas ganas de cojer en mi vida, era una cosa que realmente no podía controlar, un instinto asesino, unas ganas terribles de matar a pijazos a la perra que tenia al lado. Era algo mucho mas fuerte que mi voluntad, y en un repeluz la idea se me cruzo por la cabeza, no iba a irme del taller sin esa noche haber tenido sexo salvaje con Jesica Cirio. Esa fue la decisión que tome, pues mi calentura, y la leche acumulada, mas el tamaño de mi chota erecta no me dejaban pensar de otra forma, trate de evitar ese pensamiento, pero no pude, me la iba a cojer cueste lo que cueste y si, no me importaba nada.
Sin dejar de verla, de la misma manera que la estaba viendo. con la mayor fuerza que pude me concentre en mi laburo y con bastante rapidez logre terminarlo, esto me costo mucho pues, la calentura no me dejaba pensar y de hecho cometí bastantes errores en un trabajo tan sencillo como era el que tenia. Termine, y me acerque hasta Jesica, le dije que ya había terminado, a lo que me contesto:
-Aaay buenísimo, cuanto seria en total?
mientras me miraba a los ojos con esa carita que tanto me enloquecía, yo por mi lado aguantaba los nervios que tenia y respondí:
-espérame, entro un toque para hacer los cálculos y vuelvo
-bueno!, te espero
rápidamente, me metí en el cuartito en el cual anteriormente me estaba masturbando con una foto de ella, tome el valor suficiente que necesitaba y tome la decisión de llevarlo a cabo, me lave la cara, me mire al espejo con la intención de no tener temor, y le metí para adelante. Salí de cuartito, y ahí estaba ella, estaba sentada en aquella silla, yo por mi lado, de la manera mas silenciosa que pude me acerque por detrás, mi chota estaba a mil, una sola provocación mas y explotaba, me puse atrás de ella, estaba hablando por whatsapp, cuanto supo que yo estaba atrás se dio vuelta y me dijo:
-ya esta?
después de esto se paro, estaba muy nervioso, no sabia que hacer si hacer o no lo que tenia planeado, sin embargo los nervios que tenia y el pensar en los quilombos en los que después me podía meter, me hizo retractarme y decidí no hacerlo, con un suspiro de tranquilidad pero también un poco de angustia le dije
-Serian $100
-buenísimo ahora te los traigo
Caminando, con su cuerpo hermoso se dirigió hacia el auto, y abrió la puerta, yo la observaba teniendo en cuenta de que esa era la ultima vez que podía ver a un minon como lo es ella al frente de mis narices, sin embargo, cuando esta abrió la puerta tuvo que agacharse con la finalidad de buscar su billetera cuando lo hizo, puede notar la magnitud de su ojete, el tamaño y lo perfecto que era este, ademas arqueaba la espaldita, parecía una gatita en celo, con ganas de provocar, el shortcito negro que llevaba hizo que ya no resistiera mas, era una cosa que le pegaba justo y instinto asesino que habitaba en hace nada mas que unos instantes volviera a aparecer, y esta vez, enserio no aguante mas. Me acerque con cierta velocidad hacia donde estaba ese perfecto culo y con una increible fuerta le pegue una nalgada de la cual no se va a olvidar nunca en su vida:
-Aaaay que estas haciendo pelotudo, que te pasa?!?
-aaaah, veni putita no te hagas ahora la que no te gusta
automáticamente después de que yo la nalgueara con todas mis fuerza se cubrió la cola con ambas manos e intento subirse al auto con la obvia finalidad de marcharse rápido
-Sali degenerado!
-aaay veni puta barata, yo te voy a dar lo que queres
antes de que pueda subirse al auto la agarre del brazo y con fuerza la tire para afuera, de la misma manera la puse frente a mi cara cara, y la empuje de tal manera que nuestros cuerpos quedaron pegados, así mismo, con una mano agarraba sus dos brazos mientras que con la otra aproveche para franelear con cierta violencia todo su cuerpo, no solo su ojete, que cabe aclarar era el mas bello que jamas conocí duro como una piedra,sino también sus hermosisimas tetitas, que me enamoraron apenas las toque por primera vez, ella se limitaba a gritar con todas sus fuerzas y a su vez empujarme con las manos, pero ninguna de las dos cosas tuvo resultado
-soltameeee! soltamee hijo de puta!
-callate puta reventada, vos sabes perfectamente que esto es lo que queres
-Salii salii
-veni, dame un beso
solté mis manos, y deje las suyas libres, obviamente trato de liberarse sin embargo no pudo hacerlo ya que era bastante mas fuerte que ella, con mis dos manos la rodie, y abrace su hermoso culo, su pan dulce, al cual con mucha violencia toque, agarre, nalguie y apreté, tire con fuerza con la intención de chocar mas nuestros cuerpos, mientras hacia todo esto, besaba su boca, ella no se dejaba obviamente, pero lo hacia igual, a la fuerza, a pesar de que con mis besos lograba sofocar en gran medida los gritos de ella, no era suficiente y estos se seguían escuchando mas o menos fuerte, me separe de sus labios, la mire y saque una de mis manos de su cola, con esta agarre sus cachetes, con el fin de tapar su boca y evitar que nadie venga por mi,la agarre con mucha fuerza, y logre tapar bastante sus gritos
-Callate puta! ya esta shhh silencio
sin sacar mi mano de su cara ni la otra de su cola, comencé a besar con calentura y sin cesar su cuello, lo hacia con desesperación,, como si el mundo se estuviera acabando. Bese cada centímetro de su cuello, a había lugar de este que no halla quedad sin mi saliva, se escuchaban algunos gritos de auxilio, que cada vez se iban volviendo menos sonoros, y un llanto que comenzó a hacerse intenso era ella, pero no detuvo mi intencion sexual y continué, seguía apretando sus cachetes con fuerza y masajeando su oto, pues su cola se disfruta muchísimo mas de lo que ustedes creen si juegas con ella, pues es una de las cosas mas lindas que existen en el mundo, durito y perfecto, y encima con un short negro que me imnotisaba y que generaba mas aun mi instinto sexual asesino contra ella. Seguía besando su cuello, ella por su lado seguía lamentándose, comencé sin parar ninguno de mis movimientos manuales a bajar, hasta que mis labios llegaron hasta sus tetas, eran algo maravilloso, eran de las que a mi me gustaban, ni chicas ni grandes, sino perfectas, sin sacarle ni la remera ni el corpiño comencé a besarlas, por lo menos la parte que estaba descubierta, las bese con toda, con mucha devoción y si piedad, mientras me dejaba excitar por el tacto que estaba teniendo con el ojete de Jesica, y a su vez por el sonido de las plegarias de ella, que se veían afectadas por la posición de mis manos en su rostro
-Por favor! no me hagas nada
-Callate, ya vas a ver que después de esto vas a volver todas las semanas a pedirme mas
-no no, por favor para!
-callate puta, te vas a enamorar de esta flor de pija
metí mi mano por adentro del short y fue ahí cuando deje liberar mi instinto asesino al 100% era la gloria, era todo lo que un hombre quiere, un ojete tan duro como suave, una cosa única, como tocar el paraíso, las mejores nalgas que jamas en mi vida había tocado, sin nada de celulitis ni ningún defecto, totalmente perfecto. Lo acompañe con un beso apasionado que le di como si ella fuera una novia, algo que me salio del alma y con toda la calentura le di. Después de esto decidí que comience la acción, la tome muy fuerte del pelo, la separe de mis labios, y con cierto grado de furia le dije
-Ahora vas a ver lo que es un hombre de verdad, ahora vas a probar una poronga de verdad mamita, nada de boludeces
ella se quedo callada, yo le di una pequeña cachetada y después de esto con violencia le dije
-Arrodillate!, ya mismo
la baje de un toque al piso y se arrodillo, su cara de puta traga leche quedo justo en frente de mi chota que para ese entonces estaba a punto de estallar, seguía sosteniéndola de pelo, para mi sorpresa ya no estaba llorando, solo intentaba safarse algunas veces, intentos que des afortunadamente para ella terminaban en nada, pero no lloraba. sosteniéndola con fuerza y agitando su cabeza un poco le dije
-Ahora putita, vas a conocer lo que es una pija de verdad, grandota y llena de leche para vos y solo para vos
-Por favor dejame ir, no voy a decir nada
-Shhh, nono, te vas a quedar aca, y te voy a pegar la cojida de tu vida
se quedo en silencio, no se oyó nada en el taller
-ahora vas a conocer a un señor, así que tratalo con respeto
automáticamente me baje el pantalón, quedando de esta forma en bóxer, un bóxer gris bastante ajustado que remarcaba notablemente mi chota, sentí un alivio enorme pues de esta manera mi pija se sentía mas cómoda y ya no estaba apretada, un bulto mas que importante se notaba en mi pantalón, era algo que hasta a mi que vivo con el me sorprendió, era el doble de grande y gordo que lo normal. Jesica, al ver tal bulto no pudo evitar poner la expresión que puso, una expresión como horrorizada por lo que había visto, asustada, con los ojos abiertos, se noto de manera grande que se veía impresionada por el enorme tamaño de mi pedazo, yo no dejaba de sostenerla y cuando vi esa cara de puta asustada me excite aun mas
-Que paso perra? te asustaste?
no contesto nada
-Tranquila putita, ya vas a ver, que vas a termina pidiéndome mas. Vas a venir a buscarme al taller para que te coja de vuelta
siguió sin decir nada
-Ahora vas a ver, te gusta la pija puta barata?
no me contesto, seguido de esto le pegue una cachetada despacio y le dije
-Te hice una pregunta puta de mierda, te gusta la chota si o no?
-si
-si que?
-si, me gusta la chota
-muy bien, vez, sos tan putita como pensé, como te gusta la chota grandes o chicas?
otra cachetada
-me gustan grandes
-muy bien puta, asi me gusta, aca quenes una enorme, parece que ya te diste cuenta, ahora bajame los calzoncillos y empeza a chupar
automaticamente, con los ojos tristes clavados a mi llevos sus manos a mi boxer, y yo la detuve
-Que estas haciendo putita? bajamelos con la boca
Jesica asentio con la cabeza, alejo sus manos de mi boxer y acerco su boca, con la mirada hacia abajo mordio el elastico de este y muy lentamente me lo bajo de manera tal que mi verga entera quedo al descubiero
-aaaaay sii, que alivioo
dije yo
-no sabes lo que espere este momento, por dios que comodidad
y así mismo, Jesica quedo impactada con el tamaño de esta, clavo su mirada a mi chota que estaba dura como una piedra, la cara que tenia ella era impagable, estaba totalmente sorprendida. Hasta yo estaba asombrado, sin dudas era una poronga capaz de hacer desear a cualquier mina en el mundo. era impresionante, era muy grande, sin exagerar de unos 20 centimetro de largo y 5,5 de ancho, con una cabeza gigantesca y durisima, una verga de color moreno, con las venas bien marcadas como un buen macho y pelos púbicos de sobra, una poronga destructiva y morenita. La cara de Jesi era lo que mas me ponía verla así en frente de esa poronga monstruosa me llenaba de ganas de destruirla. Automáticamente mientras gemía por el alivio que me traía, lleve mi mano derecha a mi pija, y comencé a masturbarme muy lentamente mientras observaba la cara de Jesica, no dejaba de sostenerle el pelo.
-Y putita, te gusta mi poronga?
se quedo callada nuevamente y con la mirada perdida
-no lo podes disimular, se te nota que te encanta mi pedazo,
le dije eso sin dejar de pajearme
-Te dije que es un señor, tratalo con respeto Jesica, se educada y saludalo, decile, buenas noches
-Buenas noches
-Buenas noches que?
-Buenas noches señor
-muy bien así me gusta, ahora dale un beso al señor
se acerco mas o menos a la punta de mi verga y cuando estaba a punto de hacerlo corro la boca, seguido de esto le sacudí un poco la cabeza y le dije:
-Te dije que le des un beso al señor!
Jesi, se acerco a mi flor de pedazo y con los ojos cerrados le dio un piquito suculento a la punta de la cabeza de mi verga, lo que estimulo la sensibilidad de esta e hizo que me caliente mas de lo que ya estaba
-Aaaah putaa, que lindo beso por dios, se ve como te gusta la pija no?
ni siquiera me miro, perdio su mirada al suelo
-Ahora quiero que le des un beso mas lindo, besale toda toda la cabeza al señor, como me gusta puta barata
así automáticamente y con la mirada clavada a mi vientre, se metió mi durisimo y enorme glande entero en la boca, una boca cálida que encendió en mi un fuego sexual increíble, tenia una boca mágica, única, mi chota no daba mas, tenia e glande metido en la boca de la puta de Jesica Cirio, y era la cosa mas linda que me había pasado en mi vida, acompañado de que desde arriba podía deleitarme viendo como aquella super modelo tenia la cabeza de mi verga metida en la boca, y degustandola,
-aaaaah siii, asii puta reventadaa, así me gusta, chúpame toda la cabeza de mi pija si, es cabezona no? seguí chupando, perra, usa la lenguita
así mismo con mi enorme glande metido en si cálida y experta boca, comenzó a mover su lenguita en torno a la cabeza de mi pija, paso toda esa exquisita lengua de zorra por cada centímetro de mi cabeza, dejándola totalmente cubierta de saliva, limpia y brillosa, se notaba que tenia fasinacion por el choto, chupaba de una manera espectacular, y eso que solo estaba empezando. La sensibilidad de mi glande fue totalmente colmada por la lengua golosa de Jesica, y mi apetito sexual al igual que mis gemidos no paraban de crecer.
-aaaaah aaay sii, perra de mierda, como te gusta la pija no?, revelaste ser una petera profesional, que bien chupas la verga, se nota que te encanto mi chota, seguila chupando la quiero llena de tu saliva hija de puta
a partir de entonces sin decir nada mas, solo algunas veces emitir sonidos de disgustos, centro su mirada en mi rostro el cual se mostraba deleitado por el asombroso pete que estaba recibiendo, una petera profesional sin dudas.
-usa tus manitos mientras me chupas la cabecita, haceme una paja, dale que seguro también sos experta
Y así fue, coloco su mano calentita en la base de mi poronga y mientras no dejaba de comerme todo el glande comenzó a moverla de arriba a abajo sin ninguna clase de vergüenza.
-Aaaaaay así putita muy bien, mas despacito, tratala suavemente
redujo la velocidad con la que me masturbaba y siguió pajeando mi verga, yo por mi lado me dedicaba a disfrutar del mejor pete que me habían hecho en toda mi vida, mientras observaba la cara de satisfacción pero a su vez de preocupación que tenia Jesica mientras me chupaba la chota, estaba arrodillada, y con la espalda ciertamente arqueada, lo que desde mi perspectiva me permitía ver ese hermoso ojete, mientras mi chota estaba siendo devorada por Jesica.
-Ahora quiero que me la chupes toda, déjame toda la poronga mojada con tu baba, me escuchaste?
dejo de pajearme y llevo su mano a la base de mi pija nuevamente, y sin dejar de mirarme a los ojos comenzó a meter toda mi pija en su boca, al principio lo hacia lentamente, luego comenzó a hacerlo mas rápido, sin embargo lo hacia con una velocidad constante que me derretía, Mi chota era demasiado grande, entraba muy apretada en su boca, de manera tal que cuando la metía, cierta cantidad de saliva caía al suelo, no lograba meterse toda, llegaba hasta poco antes que la base, pero lo hacia de una manera espectacular, sin ningún tipo de remordimiento, sin dudas era una petera con todas las letras y se le veía la fasinacion por comer pija, se metía mi pija hasta el ya mencionado nivel y regresaba sin sacar lo de su boca, mi pija estaba casi totalmente llena de la saliva de Jesica, la cara de esfuerzo que tenia para poder llegar hasta tal punto de mi verga era algo que me conmovía y excitaba mucho. El tamaño de mi chota era inimaginable, una bestia gorda, morocha y peluda con hambre de mas y mas Jesica, una bestia venosa, y larga con ganas de expulsar leche caliente. Debido a esto Jesica no pudo evitar en ciertos momentos emitir arcadas o toser.
-Ahora me la vas a chupar bien
agarre con ambas manos su pelo, lo agarre con fuerza y con cierta violencia comencé a guiarla en su trabajo de petera, metía su boca con fuerza en mi pija y la sacaba repetidas veces, yo gemía constantemente mientras sus arcadas comenzaban a hacerse mas y mas sonoras,
-Aaay sii, que bien que la chupas putita, como te gusta la verga no putita? te encanta, y mas la mía, vamos cometela toda
apreté con aun mas fuerza su pelo y con violencia la lleve hacia la base de mi verga, las arcadas se hicieron constantes en ella, la cual no podía soportar aquella verga tan grande en su garganta, yo por mi parte gemía como un cerdo y me deleitaba viendo como Jesica, emitía arcadas constantes y cada ves mas fuertes y trataba de liberarse usando sus manos, lo cual fue nuevamente inútil, me pegaba chirlos con sus manos, con el fin de safarse de mi pija pero fue un intento fallido, la punta de mi nariz chocaban con mis abundantes pelos púbicos, pude ver ademas como se escapaban un par de lagrimas de sus ojos
-Aaaasi putita, muy bien hasta el fondo, chupamela entera, llenala de baba, toda llena
con toda mi poronga en la boca, le pegue un par de cachetadas y luego la libere, ella comenzó a respirar agitadamente, se limpio la boca con su brazo y me miro pidiéndome piedad, pero esto recién comenzaba, volví a tomarla del pelo y volví a hacer que me chupe la pija
-metete, los deditos en la conchita, así se te va mojando putita
en pleno pete, y con la mirada clavada a mi, con un gesto de disconformidad decidió no hacerlo
-Te dije que lo hagas!, es por tu bien, así te va a doler menos
me miro algo enojada con mi poronga en la boca y llevo su mano por adentro de ese shortcito negro que tanto me calentaba y así comenzó a tocarse
-Muy bien puta, así me gusta
continué haciendo que chupe mi verga y la lleve hasta la base de esta un par de veces mas, y ahí decidí sacarla, saque mi chota de su boca, y la tenia toda ensalivada lena de baba de Jesica, como yo quería
-Que buena petera que sos dios mio, mira como me dejaste la verga, que puta que sos ahora vamos a ver que tal sos cogiendo
ella solo desvió su mirada
-Sacate los deditos de la conchita y chupalos, quiero ver que tan sucia sos
sin rechistar saco sus dedos de su vagina y se los metio en la boca, mi verga, como pueden imaginarse, estaba a mil
-Así me gusta, poco a poco me vas demostrando lo puta barata que sos
Agarre mi verga ensalivada, y comencé a pegarle en la cara con ella, la cual seguía arrodillada, quedo enchastrada con su propia saliva. Puso una cierta cara de disgusto pero lo hice igual. La agarre del pelo nuevamente y la alse, ella quedo parada gusto frente a mi, la di vuelta y su maravilloso ojete quedo justo al frente mio, le pegue un par de nalgadas con el short puesto y luego lo apreté y pellizque repetidas veces, desabroche el botón del mismo y lo baje. Y fue en ese momento en el que vi la cosa mas hermosa del mundo, el mejor ojete de la galaxia, entangado con una corta tanga negra, que me volaba la cabeza, mientras lo veía acariciaba mi verga suavemente de arriba a abajo mientras decía cosas como
-No podes tener ese ojete hija de puta, las cosas que le voy a hacer por dios
agarre sus dos brazos por atrás de la espalda y comencé a nalguearla con mucha fuerza, ademas de apretarlas como había hecho anteriormente.
-Hoy te vas de acá con el orto roto, me escuchaste?, te voy a romper el orto, note vas a poder sentar de la cojida que te voy a pegar
ella, se asusto y se voltio automáticamente dije eso
-No por favor, la cola no
-Shhh callate putita, dice lo que quieras pero hoy te vas de acá con la cola rota pendeja. Y vas a volver pidiéndome que te la rompa de vuelta por favor
Le agarre la cara la bese y volví a colocarla en su lugar, continuo a esto, agarre su tanga y se la saque suavemente y por fin pude ver esa hermosa cola e su mas pura forma, algo extraordinario que alimentaba mi lujuria. Saque su tanguita y ola guarde en mi mano, con la otra agarre una de sus grandes nalgas con fuerza y sacudiéndolas le dije
-mmm, mira lo que tenemos acá.
abrí sus dos nalgas y me encontre con la preciosidad, su ano y su conchita totalmente perfectos.
-mira lo que es esto
así mismo lleve mi mano a su conchita la cual estaba bastante mojadita, metí un dedo y comencé masajear
-Aaaay para, por favor para
-mmmm, la tenes mojadita no puta? te gusto parece
seguí mi trabajo manual, masajee mucho esa conchita, era una vagina perfecta, moldeada de una manera asombrosa. De vez en cuando lograba escuchar ciertos gemidos o sonidos bajos de Jesica
-Que pasa putita te gusta que te acaricien la concha?
comencé a subir la velocidad con lo que lo hacia y los gemidos comenzaron a sonar mas intensamente
-Ahora veamos si te gusta esto
Saque mi mano, esta estaba muy mojada, sin embargo no hice nada con ella, la dirigí automáticamente a su ano y muy despacio comencé a introducirlo
-Aaaaay Aaaay para, por ahí no, por ahí no
trato de salirse pero lo impedí, seguí metiendo y sacando mi dedo constantemente
-Para! Para por favor, me duele!
-Si no lo hago te va a doler mas así que callate
Después de varios minutos así, saque mi dedo y me levante, la agarre del brazo y la lleve. Yo me senté en una de las sillas del taller y ella quedo arrodillada, con su tanguita negra en mano me acomode en el asiento y le dije
-Toma, quiero que me hagas la paja con tu tanguita
antes de entregársela la olí, el olor tuvo un efecto en mi tal como lo es el olor a sangre en los tiburones y mi nivel de calentura subió a niveles inimaginables. Le entregue la tanga y comenzó la acción, me miro con esa cara de puta y coloco su manito con su tanga negra en la base de mi pija, que todavia estaba llena de su saliva, y de esa manera muy suavemente comenzó a pajearme.
- Aaaaah sii, que buena que sos con la mano por dios, seguí con ese ritmo, no pares
su mano cálida con la tanga recorrían cada centímetro de mi monstruosa verga, jugos pre seminales comenzaron a chorrear por toda esa exquisita tanga. Se mantuvo así un par de minutos mas y decidí comenzar con lo que realmente valía la pena, garcharmela.
-Ahora si prepárate porque te voy a dejar en silla de ruedas
le decía mientras me paraba y seguía pajeandome, la levante del suelo y agarre sus dos manos, ella ya asumía que estaba entregada y que yo iba a hacer lo que sea con ella, lo que sea que yo quiera. agarre una soga que se encontraba en una mesa cerca y ate sus dos manos y estas a una especie de baranda. Las ajuste con fuerza y desnudo de las caderas para abajo, fui y cerré con llave la puerta del taller, me acerque a ella masajeando mi verga, estaba de espaldas, me agache y nuevamente abrí sus nalgas, y así comencé a chupar con ganas su hermosa conchita, era una cosa deliciosa, la mas rica del mundo, la deje bien ensalivada para facilitar la entrada y salida de mi verga, me pare y le dije
-Te voy a cojer así, de parada, y te quiero garchar con la tanguita negra puesta
le puse cuidadosamente la tanga y la corrí hacia un costado, delante de mis ojos tenia la mejor cola de la Argentina, mire mi verga, estaba enorme, rápidamente me puse un preservativo que tenia guardado, la escupí cuidadosamente y con mi mano disperse toda la saliva a lo largo de esta, agarre la base con una mano y abrí sus nalgas con la otra y así metí muy cuidadosamente la cabeza de mi chota en su deliciosa vagina
-aaay cuidado por favor
-uuuuuf que perfecta concha que tenes!
lentamente metí el resto de mi verga en su vagina con mi mano situada en sus caderas, emitiendo junto a ello un extenso
-aaaaaaaaaaaaay siiiii
ella contesto con gemidos poco sonoros y cortos, tenia la espalda nuevamente arqueadita lo cual provocaba que su ojete pueda ser roto de una forma mas bonita, y con la tanga mojada por mis jugos pre seminales puesta y corrida con el fin de dejarme garcharla. Comencé a moverme de afuera para adentro repetidas veces, primero lento y después cada vez un poco mas rápido, sus gemidos y los míos comenzaron a crecer, me estaba cojiendo de parada a Jesica Cirio, Agarre con una de mis manos muy fuerte su pelo y lo tironie hacia mi, mientras que con la otra agarraba con fuerza su ojete
-Aaaaah Aaaah asiii, te gusta que te coja? te gusta que te coja con esta verga?
-aaaaah aaaah aaaaay
-contestame, te gusta que te coja un desconocido
-aaaah aaaah siiii, me gusta que me coja un desconocidooo
-te gusta mi verga putita aaaah
-aaaah aaay sii me encanta tu verga
-No me tutees, tratame de usted putita,
-aaaah aaaah me encanta su verga
-que puta que sos dios mio, como te gusta la pijaa
la fuerza y la rapidez con la que mi pija entraba y salia de su vagina eran ya inimaginables, una cosa de locos, esto acompañado por los constantes y crecientes gemidos tanto míos como de Jesica y ademas fuertes nalgadas que de vez en cuando le pegaba. y cabe incluir algunas escupidas que hacia en mi verga para que esta se mantenga lubricada
-Ojala el pelotudo de tu marido pudiera ver como se están garchando a la putita de su esposa
ella no hizo nada, solo seguir gimiendo como la perra que es. Solté su pelo y así mismo dirigí mis dos manos a su cuello al cual agarre con poca fuerza y en esa posición seguí dándole con mucha rapidez y fuerza
-Pedime pija
-aaaah aaah deme pijaa por favor
-pedime que te de mas duro
-aaah deme mas duro, deme mas duro
automáticamente por su nivel de excitación abrió las piernas ella sola, me separe de su cuello y volví a juntar sus piernas para que mi verga este mas apretada y ella sienta mas placer, ver su ojete desde arriba hacia aumentar mi rapidez. Seguimos así un par de minutos mas y decidí cambiar de posición, saque mi verga y ambos emitimos un gemido de satisfacción, la nalguie y desate sus manos de la baranda, sin embargo sus manos seguían completamente atadas. Me senté en la silla ya mencionada y ella me siguió, y de la misma manera se sentó sobre mi, estábamos cara a cara, ella se levanto un poquito y solita acomodo mi verga en su vagina y seguido de esto comenzó a saltar, devoraba mi verga a sentones, mientras obviamente gemía y mantenía los ojos cerrados para poder soportar el placer, saltaba sobre mi verga bastante rápido sin embargo lo hacia muy bien, me rodio la cabeza con sus brazos atados y siguió saltando y moviendo ese culito sobre mi verga. Entre jadeos y saltos, se sentó totalmente en mi dejando mi verga metida al 100% en su conchita, abrió los ojos y me miro muy sensualmente mordiendo su labio inferior y comenzó a menear su colita con mi pija metida en ella acompañado con un extenso y sensual
-mmmmmmhmmm
me clavo la mirada y yo a ella, en ese momento supe que estaba entregada y que en realidad le estaba gustando ser cojida por mi, después de un rato de menearse, me dijo
-sácame la remera
elevo sus brazos y le saque la remera quedando ella en corpiño dejándome ver la magnitud de sus hermosas tetas, el corpiño era del mismo color que la tanga. Cojimos un rato mas de esa misma forma le saque el corpiño, dejo al descubierto sus tetas, unas tetas perfectas del tamaño justo con unos pezones de un color algo bordo, a los cuales chupe durante un buen rato sin sacar mi pija de su concha, después ella siguio saltando un rato mas sobre mi pene donde gimió bastante
- mmm te encanto no? ya lo asumiste?
no dijo nada y siguió cojiendo, me miro con una cara risueña lo que volvió a despertar mi violencia, me levante con ella en mi chota, la alse y la estampe contra la pared, ahí sosteniendola en mis brazos comencé a darle mas y mas duro
-Aaaah aaaah para por favor (me decía a propósito)
-Toma putita toma! esto es lo que te mereces
ella volvió a cerrar sus ojos y a gemir mientras yo emitía gritos de esfuerzo, besaba su cuello mientra me la garchaba y despues de unos minutos la separe de la pared y la acosté en el piso, la bese nuevamente y ella puso sus piernas en mis hombros, seguí dándole por la conchita, era algo inimaginable, muy cálida, sentía que te absorvia la verga.
-Aaaay para me vas a lastimar
-shhh callate y seguí cojiendo
-aaaaah aaaah
-mi pija es mas grande que la de tu esposo no?
-aaaah aaah
-contestame puta barata es mas grande?
- sii aaah es mucho mas grande
-Cual te gusta mas?
-la suya me gusta mas aaaah la suyaa
-sos muy puta, pero toma, te doy mi pija, es mas gorda no?
-si es muy gorda
volví a besar su cuello para luego besar sus tetas mientras ella se retorcía del placer en el suelo. Saque mi pija de su vagina, estaba toda empapada con los flujos de Jesica, me arrodille ante ella y pajeandome suavemente le dije
-Ahora date vuelta y ponete e cuatro
obedeció, se dio vuelta y dejo su cola contra mi chota, se puso en posición de perrito y giro la cabeza para verme
-Sabes que toca ahora putita?
-Que toca señor?
-Te voy a romper bien bien ese ojete hermoso que tenes
la cara de susto que puso en ese entonces fue impagable abrió los ojos fuertes y me dijo
-No no, por favor me va a doler por la cola no
-deci lo que quieras pero te vas de acá en silla de ruedas, no te vas a poder ni siquiera sentar
-teneme piedad por favor
Hice el mismo proceso mire vi verga y la escupí, escurrí con mi mano la saliva a lo largo y ancho de todo este, luego acerque mi boca a su ano y empece a chuparlo, lo llene de saliva, se escuchaban uno que otro gemido y podía notar como Jesica levantaba un poco los pies cuando lo hacia, me volví a alejar e inserte mi dedo indice de nuevo en su ano
-Aaaaaaaay
gritaba ella, mi dedo masajeo constante mente el interior de su ano el cual era muy ajustado y cálido
-Arqueame un poco mas la espalda que voy a disfrutar de este ojete
escupí la cola de Jesica, y agarre la base de mi poronga, ella estaba viendo lo que estaba a punto de hacer
-Para por favor
-Shhh
con la otra mano agarre su cadera y acerque la enorme cabeza de mi miembro a su ano, y ahí comencé a presionar, Jesica desvió su mirada hacia adelante y cerro los ojos con fuerza poniendo una cara de dolor mientras pataleaba un poco y después de unos segundos de presionar mi cabezón glande entro en su cola hermosa
-AAAAAAAAAAY SACALO SACALO YA
-aaaaaah uf, al principio te va a doler, pero después vas a venir solita al taller a pedirme que te lo haga de vuelta
ella mantenía los ojos cerrados y la carita fruncida por el dolor, se daba vuelta cada tanto para ver. Metí hasta la mitad de la verga en su hermosa cola
-SACALO ME ARDE!
-aaaaah ami me encanta
sostuve con fuerza y con mis dos manos su cadera y empuje hasta el fondo mi verga quedando mis pelos púbicos en contacto con su cola
-AAAAAAY SACALA, YA NO DOY MAS!
-aaaaaaaah asii, shh, esto recién empieza, ahora te va a empezar a gustar
Se debia sentir horrible para ella pues debe ser doloroso tener semejante verga metida hasta el fondo en el orto, pero para mi era lo mas lindo del mundo y no la iba a sacar, así mismo y lentamente, acompañado con escupitajos suaves para lubricar iba metiendo y sacando mi gorda verga del orto de Jesica, el cual poco a poco se iba dejando, ella por s parte se retorcía de dolor, y de hecho desprendió un par de lagrimas sin embargo sus gemidos de dolor y placer combinados me excitaban de una manera desproporcional. Poco a poco, el placer derroto al dolor y Jesica comenzó a disfrutarlo, se volvían a oír los gemidos que emitía antes,
-uuuhh aaah siii, vez que tenia razón
-aaaaaah aaaaay si tenia razón usted ahora me gusta
-te gusta que te rompa el orto?
-Siii aaah aah me gusta
-Te gusta que?
-Me gusta que me rompa el orto!
la agarre del pelo con fuerza y la tironie, con la otra mano la daba nalgadas intensas, su orto quedo rojito de tantas que le pegue, gemía desaforada, mas que yo estaba encantada con la rotura anal que le estaba dando
-Pedime que te rompa el orto
-aaaah rompeme el orto por favor aaaaay
-Toma! toma! toma!
Saque mi verga después de un rato, la apoye entre sus dos nalgas y comencé a frotarla, mientras la escupía, luego me acerque a ella y le desate las manos, volvi a mi posición y seguí dándole con toda, de manera rapida y furete, sus gemidos no tardaron en volver
-Tocate la conchita mientras te rompo el orto
dirigió su mano hacia su vagina y comenzó a tocarse, yo no paraba, seguía agarrándola del pelo y nalgueandola, poco tiempo después, se escucho
-aaaaay Aaaaaahh ya no puedo maaas!
al instante una camionada de flujo se desprendió de su vagina, Jesica había acabado, y mucho
-Aaaaah, mira como me enchastraste, te gusto no? te gusta que te rompa el orto, te gusta que te traten como la perra que sos no?
-Siii aaah me encantaa
-ahora sos mi perra, como dicen las perritas como vos?
-aaaaah aaaah guau! guau!
-Sos una puta con toda las letras
eso me calentó muchísimo e hizo que le de con todas mis fuerzas. Sus piernas comenzaron a temblar y al poco tiempo quebró y se quedo en el piso acostada boca abajo
-aah, ahora vos pones las posiciones? bueno te voy a dar duro contra el piso
me acosté sobre ella, le abrí las nalgas y volví a meter mi pija en su ano tanto yo como ella gemimos de satisfacción y placer retorne al ritmo con el que la estaba garchando antes, volvieron sus gemidos de loba en celo.
-le entregas la cola a tu marido?
-no nuncaaa aaah
-que puta de mierda, escucha, e ahora en mas solo me la vas a entregar ami, y a nadie mas
-Si señor aaaah aaaah solo a usted
-ese ojete es mio me escuchaste?
-solo suyo aaaaah suyo y de nadie mas
-Ahora veni que te quiero hacer el orto de parada
me pare y ella también automáticamente coloco sus bracos en una mesada y dejo su orto a mi libre disposición sin pensarlo dos veces metí mi verga de nuevo en su orto y comencé a darle duro rompiéndole bien el orto sin piedad y de parada, tire sus brazos para atras y me sostuve de ellos para garcharla con mas potencia, y de un momento a otro los gemidos de jesica comenzaron a hacerse mas y mas constantes
-Aaaaaah Aaaaaaah aaaaah
-Que te pasa?
-es que tenes la pija muy gorda
-y que tiene?
-me estas destrozando la cola
-sigamos entonces
-aaaaay aaaah
dio vuelta su cara nos besamos una vez mas y en un momento senti que ya no podía mas
-Arrodillate putita que te voy a dar la leche
siguió mis ordenes y se arrodillo justo al frente de mi verga poniendo una cara de puta terrible que me mataba, comencé a masturbarme para poder enchastrarle toda mi wasca en la carita
-Queres la leche?
-Siiii, deme la leche por favor
-pedime la leche
-deme toda la leche por favor, démela toda
-recién fuiste mi perrita ahora quiero que seas mi gatita sedienta de chele como dicen las gatitas?
-miauu miaau deme la lechita amo
-sacate la tanga y haceme la paja, ganate tu leche
se saco la tanguita que tanto me fascinaba y la puso en la base de mi miembro, comenzó a pajearme suavemente mientras clavaba su mirada a mis ojos y ponía una cara de puta que me enloquecía acompañada por frases como "deme toda la leche, miauuu" sin dejar de masturbarme acariciaba mi pierna con su cabeza y seguido de esto se metió mi glande en la boca por un rato y comenzó a chuparlo sin que yo se lo haya pedido, su mirada permanecía clavada a mi, sin dudas era una mujer diseñada por dios para el sexo, única e irreemplazable. Jugaba con su lenguita en lodo mi glande, luego de unos segundos de contacto entre la lengua de Jesica y mi glande, se separo de mi verga y me dijo mientras me masturbaba
-Dalee señor! deme la leche que tengo mucha hambre
-Queres la leche putita?
-sii, toda la quiero
-donde la queres? (con la voz quebrada y agitada por la excitación)
-en la carita
agarre mi verga y con la tanga a un en ella la sacudí unos segundos mas, me saque el preservativo y se lo tire en la cara y después de un rato no aguante más
-TOMAAA!
una cantidad inimaginable de semen se desprendió de mi gorda verga, ni yo me la creía, era chorro tras chorro de leche sin parar. al salir el primer chorro, Jesica cerro los ojos y la boca dejando que toda la leche enchastre su cara hermosa y yo por mi lado me dedique a gemir y a ver como mi semen la enchastraba, le deje hasta la ultima gota, sacudiendo mi verga para que salga, seguí masajeando mi pija un rato mas y luego de unos segundos ella abrió los ojos y puso una cara risueña y entre risas dijo
-Guuuuau, cuanta leche
-aaaah te la ganaste putita
con su boca limpio la wasca que tenia al rededor de su boca y con sos manos la que tenia en sus ojos.
-uuy mira como quedo mi pija, veni y limpiamela
se acerco y sin protestar limpio mi verga usando su boca, yo no lo podía creer, no solo había tenido sexo con Jesica Cirio, sino que también a ella le había gustado, le había roto el orto y como la cereza del postre le acabe en toda la cara, sin dudas el dia mas feliz de mi vida. Comenzamos a vestirnos, yo me estaba poniendo el pantalón cuando ella me pide la tanga
-jaja nono, esta tanguita me la quedo de recuerdo
no se quejo ni nada y salio a la calle con el shortsito negro que tan bien le quedaba pero sin tanga, acordamos no decirle a nadie lo que había ocurrido, le di mi whatsapp y muy seguido de hecho ella viene al taller para que le rompa el orto de nuevo, sin dudas una puta con todas las letras.(POST DEDICADO A @meyiale16) (Perdón por tardar tanto, pero mejor tarde que nunca!)
Muchas Gracias por haber visto el post hasta el final, si te gusto y quieres ver mas post de este tipo comienza a seguirme y déjame puntos, si te gusto demasiado ponlo en favoritos, recuerda que soy nuevo en poringa y quiero prosperar en esta red social si tienes alguna sugerencia para mi por favor dímelo en la caja de comentarios si quieres que haga un post especifico, tal como este puedes ponerlo en los comentarios o bien mandarme un MP yo con seguridad lo leeré, bueno muchachos y cumpas poringueros esto a sido todo nos vemos en otro post! y como siempre digo, "comentar no cuesta nada y ayuda mucho".
Yapita...
duro-
jesica cirio-